Ciclo de Conferencias de la Asociación Cultural Alcorcon Siglo XXI
Premios de Novela Alcorcón Siglo XXI
II Certamen de Pintura Alcorcón Siglo XXI

NP. Ayuntamiento de Alcorcón - Viernes, 26 Septiembre 2014 

La Asociación Cultural Alcorcón Siglo XXI , en...

Leer más...
III Certamen de Pintura Alcorcón Siglo XXI

Convocatoria del III Certamen de Pintura "Asociación Cultural de Alcorcón Siglo XXI”
Leer más...

I Certamen de Pintura Alcorcón Siglo XXI

Convocatoria del I Certamen de Pintura "Asociación Cultural de Alcorcón Siglo XXI”
Leer más...

Conferencia de Ely del Valle en Siglo XXI

Pablo Villalba

Eran las 19,00 horas del 23 de marzo del 2015 cuando la...

Leer más...
Conferencia en Siglo XXI de D. David Pérez García

Pablo Villalba

Antes de empezar la conferencia se recordó a los fallecido en el...

Leer más...
Conferencia: los excesos de comida en las fiestas navideñas

FORO DE DEBATE.
Conferencia: los excesos de comida en las fiestas...

Leer más...

Felipe García Cuenca

Estamos viviendo momentos de gran tensión política y callejera propiciada por las locuras secesionistas de un grupo de políticos populistas, intransigentes y con odio, un odio feroz a España y a los valores que le han acompañado durante largos siglos de historia. Una historia que también la forjaron catalanes nacidos y no nacidos en Cataluña, pero que se sintieron, sobre todo, españoles formando parte de un todo que es nuestra nación “España”, aunque algunos dirigentes políticos quieren convertir a nuestra Nación en “Nación de naciones” una argumentación vacía, sin sentido ni respeto por nuestra historia, con el único objetivo de arañar unos votos para ser ungido con la varita y el manto de presidente de lo que quede de España.

 

Volviendo al día 1-O no puedo sustraerme al esperpéntico espectáculo dado en primer lugar por el gobierno autonómico que, henchido de odio y revancha, convocó el referéndum de espalda al resto de las fuerzas políticas constitucionalistas “expulsadas” del parlamento catalán por las arbitrariedades de una presidenta enloquecida por conseguir pasar a la historia negra de España como la persona que presidía el parlamento en el momento de la ruptura con España.

El día señalado para la votación fue un aquelarre en el que los seguidores y los grupos de indeseables que siempre aparecen en cualquier algarabía se prestaron y ayudaron a que la jornada de celebración de la votación, anulada por el tribunal Supremo, se celebrase a cualquier precio, sin importarles absolutamente nada lo que pudiese ocurrir y buscando, por encima de todo, un mártir para poder justificarse ante la opinión pública mundial. Y lo consiguieron, con la ayuda de unos enrabietados Mossos d'Esquadra, que, en lugar de ayudar a los miembros de la Guardia Civil y Policía Nacional, se enfrentaban a ellos, consiguiendo que la masa de personas que estaban en la puerta de los colegios acosaran y atacaran a los policías que estaban cumpliendo las órdenes dadas por la judicatura.

Un espectáculo dantesco el vivido el 1 de octubre. Pudimos comprobar la falacia de una consulta amañada, -todos pudimos ver cómo llegaban las urnas llenas de papeletas a los colegios para la “votación”-, preparada por los radicales, con la connivencia del resto de fuerzas políticas no constitucionalistas, quienes, durante los días previos, apoyaban este simulacro de referéndum tildando al gobierno de Rajoy de intransigente y dictatorial, a pesar de que lo único que se realizó desde el gobierno nacional es poner este absurdo acto en manos de la justicia.

No quiero terminar sin agradecer y enaltecer a los millares de personas que durante los días precedentes al 1 de octubre salieron a la calle con la bandera constitucional, llenando las calles de las ciudades y pueblos de sentimientos de orgullo de ser españoles y, sobre todo, de repulsa a esos pendencieros dirigentes del gobierno catalán, quienes solamente quieren la confrontación con el resto de los españoles, anunciando que en los próximos días declararían la independencia. Quiero recordar que se transfirieron a las comunidades autónomas las competencias en educación, por lo que han tenido tiempo de hacer una generación de separatistas, y de no corregir este hecho a la vuelta de unos años la independencia será imparable.

Finalmente deseo enviar mucho ánimo a nuestros gobernantes, pues son momentos duros que les está tocando vivir, pidiéndoles firmeza y templanza en las importantes decisiones que van a tener que tomar en estos próximos días, y que reflexionen por qué se ha llegado a este punto. Desde esta humilde atalaya pedimos al Gobierno de Mariano Rajoy que recupere para el estado las competencias en educación y sanidad.

Os dejo una reflexión con la que siempre termino mis editoriales, este mes de Don Jacinto Benavente, Premio Nobel de Literatura en 1922, “Es triste condición de la humanidad que más se unen los hombres para combatir los mismos odios que para compartir un mismo amor”.